Jaguar ha presentado en el Salón de los Ángeles que tuvo lugar hace unos pocos días, su primer modelo totalmente eléctrico que se denominará “I-Pace“. Y me imagino lo que estaréis pensado tras conocer el nombre, y efectivamente, Jaguar ha optado por convertir a su joven SUV en un modelo totalmente eléctrico.

Estará propulsado por dos motores eléctricos, uno en cada eje, por lo que el asiento del medio en las plazas posteriores no estará perjudicado por el tunel de transmisión. Sus prestaciones serán de 400CV y un 0 a 100 km/h en solo 4 segundos, con un par motor de 700 Nm. Además, su autonomía es de 500 km y solo tarda una hora y media en cargarse casi por completo.

pe

Su aspecto exterior es deportivo gracias a sus lineas y unas llantas de 23 pulgadas. En el interior del vehículo destaca un aspecto futurista por la utilización de materiales que le dotan de un espacio extra.

Además, cuenta con una pantalla táctil de 12 pulgadas y selectores rotatorios con acabados metálicos como mezcla de tecnologías vanguardistas y diseños tradicionales, pantalla circulares HD, diseño minimalista de pedales y palanca de cambios, etc.

i

También cuenta con un útil Head-Up Display que proyecta un holograma en color sobre el parabrisas delantero con múltiples informaciones de conducción y navegación.

El volante, de tres radios, dispone de multitud de interruptores táctiles de función que son invisibles a simple vista hasta que se iluminan.

Destaca su gran maletero con nada menos que 530 litros de capacidad, muy por encima de la media del segmento de los SUV.

tech

Cuenta con un gran techo panorámico con un estampado cerámico con un patrón de rombos que incluye una serie de LEDs integrados que por la noche iluminan el cristal adornado para crear un impresionante efecto visual.

Todavía no hay precios estimatorias pero se estima que se empiece a vender en 2018.