Peugeot 2008 Blue Hdi 100cv un B-SUV, práctico y perfecto para su cometido.

archivetempdsc_0024

No es un GTI, no es un deportivo, no es un familiar, no es nada de lo que puedas presumir con los amigos, pero sin duda, Peugeot ha hecho perfectamente su trabajo. Dentro de él, te sentirás como si fuera un coche mucho más grande de lo que es, tanto por prestaciones como por acabados. Se trata de un mini SUV o SUV del segmento B…Un concepto nuevo, que se lleva mucho y viene, como no, de Estados Unidos.

Tenemos siempre la mala costumbre de pensar que necesitamos tener coches potentes, de gran cilindrada, pintones y que llamen la atención para jorobar al vecino, en vez de ser pragmáticos (funcional, para los de la Logse) y buscar lo que realmente nos resulte útil en nuestro día a día y más pensando y sabiendo que tenemos que desembolsar, como es este caso, 20.100 euros. No resulta interesante tirarlo solo para fardar.

El Peugeot 2008 me ha encantado, por muchos motivos. Aunque tiene algún pequeño “pero”, pero sin duda alguna, es un modelo que recomiendo al 200% en su compra, siempre que tengas claro qué es lo que quieres comprar.

COMPORTAMIENTO

El Peugeot 2008 con acabado Allure (el intermedio de la gama) y sabiendo que por debajo se sitúa el Active y por encima el acabado GT y aunque hay una versión con 120 caballos de este Allure, la unidad probada monta un motor de 1.600cc y 100 caballos de potencia y con unas prestaciones realmente interesantes. Una velocidad máxima de 183km/h y un consumo de libro de 3,6 litros a los 100. Algo que no se ha ajustado a nuestra realidad, ya que no hemos conseguido bajarlo de 4,1l/100 algo que está también realmente bien.

Si de algo merece la pena hablar en este coche en su comportamiento y ya que estamos con el acabado Allure que trae como equipamiento el denominado y patentado sistema por PSA, Grip Control, os voy a explicar en que consta.

Básicamente, al no ser un sistema de motricidad mecánica, si no electrónica, lo que hace es mejorar la adherencia en condiciones de bajo agarre, para de esta forma sacarnos de algún pequeño apuro en el que nos hayamos podido meter con nuestro Peugeot 2008. Decir y que quede claro, que no es un sistema de tracción integral, es decir, no es un tracción 4. Si no, que surte efecto solamente en el eje delantero, ya que Peugeot no monta tracción integral en estos modelos.

peugeot-2008-grip-control

El Grip Control tiene 5 posiciones:

  • Modo normal o estándar: Se debe usar cuando la carretera está en condiciones normales y sin problemas de adherencia o agarre.
  • Modo nieve: este modo no lo hemos podido probar, pero básicamente el sistema adapta la motricidad de las ruedas delanteras y las adapta a las condiciones de tracción que provoque la nieve. Una vez que superas los 40Km/h automáticamente pasa al modo estándar, de nuevo.
  • Modo “todocamino”: Lo pudimos utilizar en condiciones resbaladizas, tales como barro, pistas mojadas, hierba…. Este modo envía electrónicamente la tracción a la rueda delantera que más tracción tenga para tener una salida o un paso sin deslizamientos. Este modo solo podrá estar activo por debajo de los 80km/h.
  • Modo pistas o arena o “Cactus”: Lo del cactus es porque en la imagen del grip control aparece un cactus, me hace bastante gracia. Fue el modo que más utilizamos al meterlo por pistas de arena. La tracción de ambas ruedas delanteras es simultánea para garantizar la mejor tracción y máxima velocidad. Nosotros no pudimos ir a más de 70km/h por las pistas, pero este modo soporta hasta 120km/h, por encima de esta velocidad pasa automáticamente al modo estándar.
  • Modo Off: Básicamente te permite “gestionar” la tracción de forma manual a golpe de gas y de caja de cambio, es decir que llevas todas las ayudas electrónicas desconectadas hasta los 50km/h, a partir de esa velocidad se vuelve a activar el modo estándar.

archivetempdsc_0010Una vez explicado el Grip Control, decir que su comportamiento en carretera marchando en modo estándar es muy bueno. Muy buen agarre, incluso yendo algo pasado en curvas. Frenada estupenda en condiciones de “apuro” es decir, frenando en curva para ver el comportamiento del coche y he de decir que Peugeot ha hecho un gran trabajo con el chasis y el reparto de la frenada. Te recoloca el coche y pese a ser un poco alto no tiene sensación excesiva de balanceo.

La marcha normal es muy silenciosa y permite viajar con velocidades de 120-140km/h sin ninguna vibración o sonido motor que incomode en absoluto la marcha debido en parte a su tecnología BlueHDI de Peugeot que combina el filtro de partículas con aditivo (FAP) con la tecnología SCR (Selective Catalytic Reduction). Esta nueva tecnología es la solución más eficaz del mercado en materia de reducción de las emisiones contaminantes y la monta, no solo el 2008, si no también los modelos 208, 308, 3008, 508, 5008, Partner Tepee, Traveller, Partner, nuevo Expert y Boxer con cilindaradas de 1.6 y 2.0 bluehdi respectivamente.

INTERIOR

Nada más sentarte en la nueva gama de Peugeot, incluído el 2008 que tenemos hoy en la redacción, solo se puede hablar del i-cockpit de Peugeot. Es diferente, es moderno, vanguardista y sobre todo, cómodo.

Según te sientas ya ves que el volante es pequeño, muy pequeño. Exactamente tiene unas dimensiones de 351mm x 329mm pero con un tacto muy agradable. Esta dimensión te permite mayor maniobrabilidad y aporta mayor sensación de conducción. En el 2008 el volante no tiene forma de “D”, algo que si tienen otros modelos de la marca francesa como por ejemplo el 208 GTI o 308 GTI y aún le da mayor sensación de conducción y deportividad a este i-cockpit.

edf

Por encima del volante tienes toda la información de los relojes. Velocímetro, cuentarevoluciones, indicador de depósito de combustible, etc… En otras marcas y hasta día de hoy, estos datos se veían a través del volante. Con el i-cockpit tienes la misma información, pero justo por encima de la parte superior del volante. Es realmente cómodo y evita que desvíes la atención de la carretera. Además de ir “adornado” con un borde de neón de color azul que relaja la vista y hace que la conducción nocturna sea más llevadera. Aunque para algunos clientes les pueda parecer algo… ¿fuera de tono?

Como nota negativa en el interior, quizá destaque echar en falta la comodidad que supone retirar la cortinilla del cristal del techo con “un toque” de botón y no dejando el dedo en el botón por más de 10 segundos hasta que termina la maniobra de apertura y luego de cerrado.

Otra contra que quizá debiera estar en comportamiento, pero he decidido introducirla en interior, es el Park Assist. Hay que leer el manual primero para entender bien cómo funciona y dejar claro que no aparca y desaparca automáticamente por ti. Es sólo una ayuda al aparcamiento, así que, lo único que hace es girar el volante por ti. Tú tienes que engranar las marchas, acelerar y frenar.

edfPuestos con lo menos acertado y eso que tiene muy pocas cosas negativas, algo que llevan haciendo mucho tiempo en Peugeot es poner el mando del control de velocidad justo debajo de la palanca de los intermitentes, impidiendo por completo ver sus botones. Quizá sería más ergonómico sustituirlos por botones en el volante, ya que éste ya trae diferentes controles, como el de la radio, por ejemplo. Una vez acostumbrado a tocar a ciegas los botones del control de velocidad, el cruise control funciona con gran precisión y suavidad.
En la consola central manda una gran pantalla táctil de 7” que permite manejar de forma muy intuitiva todas las funciones, tanto de la radio como del sistema multimedia y navegación. Los controles son sencillos y el grupo de la radio va acompañado con un juego de altavoces de la firma JBL que aportan gran calidad al audio interior, añadiendo a este sistema multimedia la posibilidad de activar el modo Mirror Link o el Apple Car Play y tener los  controles principales de tu teléfono en la pantalla del coche, algo que se ha extendido en casi todas las marcas y hacen del sistema multimedia una gran ayuda y comodidad para los pasajeros.

Otro detalle ergonómico es el freno de mano que ubicado donde casi todos los frenos de mano de otras marcas y modelos, cambia su forma para reducirla hasta ocupar el espacio de un puño y dejar así espacio libre para el mando del Grip Control Gran acierto también este diseño.

EXTERIOR

Estamos a los mandos de un coche que exteriormente tiene unas medidas de 4.159mm de longitud, 1.739mm de ancho (sin contar retrovisores) y 1.556mm de alto. Verdaderamente es un coche que, por tamaño, tiene muy buena planta visto desde el exterior.

Tiene unas líneas que en mi opinión son realmente atractivas. El frontal inserta las ópticas en la carrocería como si de la mirada de un felino se tratara. Enfadado, robusto, como si llevase una máscara. Por la contra y si vemos este mini SUV por la parte trasera continuaremos con el aspecto felino, siendo así, que las ópticas trasera muestran 3 líneas verticales como si de las garras de un león se tratase, sin duda un acierto.

archivetempimg_2477

Si por algo se caracteriza este mini SUV es por tener un aspecto exterior de Maxi, ya que por fuera resulta más grande que por fuera y esa sensación y como decía al principio del artículo, se transmite a la hora de conducirlo. Las molduras de plástico de las aletas delanteras y traseras junto a los acabados efecto metálico delanteros y traseros le otorgan al 2008 un aspecto rudo y de auténtico todocamino que hará que la competencia tenga muy difícil superarle.

Sobre El Autor

Director y fundador

Soy un apasionado del motor desde muy pequeño, podría decirse que era el típico niño que solía ir recitando las marcas de los coches a sus padres. Me encantan todos los tipos de coches, en especial los super deportivos italianos, como los Lamborghini y los Ferrari.

Artículos Relacionados